¿Qué es Lean Startup?

26 julio, 2021, 0 Comments

¿Qué es Lean Startup?

Hay un común denominador que comparten todas las personas que se atreven a innovar o a emprender y es el deseo de que su idea sea exitosa. ¿Es esto posible? La respuesta es . Para lograrlo no se necesita de una receta secreta; más bien, requiere poner en práctica el concepto de Lean Startup, pero ¿qué es?

Eric Ries introduce este término en su libro: “The Lean Startup: How Today’s Entrepreneurs Use Continuous Innovation to Create Radically Successful Businesses”. Lean Startup se ha convertido en un método que sí o sí, debe ser incorporado cuando se trate de la introducción de un producto al mercado.

¡Sigue leyendo para familiarizarte con este concepto!

¿Qué es Lean Startup?

Definición

Como puedes observar, Lean Startup está compuesto por dos palabras:  

Lean Startup permite acortar los ciclos de desarrollo, medir el progreso y obtener retroalimentación.

¿Por qué aplicar Lean Startup?

En muchas ocasiones, las startups cuentan con una idea que creen, es del agrado de las personas.

Basándose en esta creencia, pueden invertir mucho tiempo en el desarrollo del producto, sin contar con la opinión de los consumidores. ¿Cuál podría ser uno de los posibles resultados? Que al presentarlo, se den cuenta de que en realidad no es suficientemente atractivo como para que la gente lo compre, ¡auch!   

Esto sucede con tanta frecuencia que incluso en el sitio web Harvard Business Review nos topamos con una cifra aterradora: el 75% de todas las startups fallan.

Pero no dejes que este dato te desaliente. Justo para evitar lo anterior (o por lo menos reducir las probabilidades de fallo), se puede utilizar la metodología Lean Startup que apuesta por crear, medir y aprender, al hacer llegar el producto a manos de los clientes en el menor tiempo posible.

Este método le da dirección a la idea, identifica cuándo es el momento de realizar modificaciones, cuándo es prudente continuar con la idea y cuándo proceder a crecer el negocio. Lean Startup ha cobrado gran relevancia, al grado de ser incluida en los planes de estudio de múltiples universidades.

Dicho esto, parece que hay suficientes razones para utilizarlo.

Crear, medir y aprender.

Como mencionamos anteriormente, será necesario hacer cambios en algún punto; esto depende de la validación del mercado. Es simple: si a éste no le gusta el producto, entonces es momento de pivotear o darle un rumbo diferente a la idea.

Lean Startup se basa en tres pilares que trazan el camino a seguir.

Creación

Los pasos iniciales incluyen: entender el problema, hablar con los clientes, plantear una hipótesis (posible solución) y a partir de eso desarrollar un prototipo o producto mínimo viable, que contenga las características más básicas de la propuesta para que pueda ser presentada al mercado.

El objetivo es hacerse de feedback que proporcione información útil para definir si se va por buen camino o si se deben implementar cambios.    

Medición

Continuando con lo anterior, la retroalimentación se podrá conocer utilizando diversas herramientas que están al alcance, como es el caso de los Key Performance Indicators o KPIs que miden la eficiencia del proyecto. 

Aprendizaje

¿Cuál es la información que se obtiene al medir? ¿Hay progreso o es necesario que el proyecto se transforme? Es en este punto donde se determina si se deben hacer correcciones, formular una nueva hipótesis y volver a comenzar el ciclo.

Esta etapa es crucial para las empresas, puesto que si se ignora el criterio de la clientela, se corre el riesgo de quedarse estancados. Por lo tanto, se debe ser muy asertivo. 

Lean startup vs metodología convencional

Si le preguntamos a una persona que no está familiarizada con la metodología Lean Startup,  ¿cuál es el proceso de introducir un nuevo producto al mercado?, es probable que su respuesta sea: desarrollar un plan de negocios, presentar el pitch a inversionistas, formar un equipo para trabajar en el proyecto y vender, vender, vender.  

Esta respuesta refleja un approach convencional. Ahora, no estamos diciendo que sea equivocado; no obstante, es probable que en algún punto falle. Además, es un acercamiento que ya no se usa en la actualidad.

De regreso a los tiempos donde no existían los memes o los stickers, la práctica usual era definir en un plan de negocios las predicciones de los flujos de efectivo del negocio, ganancias, ingresos, etcétera. ¿Cuál es el inconveniente? Que se basa completamente en supuestos.

Cabe destacar que asumir no es malo, de hecho, como vimos anteriormente, es uno de los primeros pasos de Lean Startup: creer que un producto va a gustar. La diferencia entre una metodología y otra, es que en el modelo tradicional no se experimenta desde las fases iniciales, sino hasta el final, que es cuando se conoce el parecer del mercado.

Esto quiere decir que en caso de que el público no esté 100% satisfecho con el producto, todos los recursos invertidos (tiempo, dinero y esfuerzo) habrán sido en vano.

Lo que es (y no es) Lean Startup

Si hay algo claro en la metodología Lean startup, es que la opinión del cliente va primero. No sirve de nada que el proyecto sea revolucionario si los consumidores no piensan de la misma forma y por lo tanto ¡no compran!

Probablemente, Lean Startup no es la solución que resolverá todos los problemas de la empresa; sin embargo, es una herramienta que será bastante útil al momento de trabajar con una nueva propuesta.

Aunado a lo anterior, en el sitio web edix, se destacan múltiples ventajas de usar esta metodología, como la eliminación de riesgos y procesos inútiles, cumplimiento de las necesidades del cliente, reducción de fracasos, por mencionar algunas.

Acceso a más información

Llegamos al final del artículo y podemos resumir toda la información presentada así: Lean Startup es una metodología que aumenta las probabilidades de éxito. Aunque no es una garantía del mismo. Consta de un ciclo de creación, medición y aprendizaje que permite conocer la opinión de los clientes desde las primeras etapas.

Ahora la pregunta es: ¿qué esperas para empezar a utilizar esta metodología? Esperamos tus respuestas y dudas en la sección de comentarios. ¡Este espacio es para ti!

¿Ya te sientes un experto en Lean Startup? ¡Aún falta mucho por descubrir!

Deja un comentario